Archivo mensual: octubre 2009

Disfrutar, sí, con la razón

Sigo dando vueltas al eslógan del anuncio de coches que comentaba en mi última entrada. Proclamando que el disfrute poco tiene que ver con la razón. Sugiriendo que disfrutamos más cuanto más irracionales somos.

Quizá yo sea un bicho raro, pero es un eslógan que rechazo. No sólo porque vaya en contra de mi experiencia.

leonard cohen

Pinchar para ir al video en YouTube

Dejo aquí un contraejemplo. Leonard Cohen, a sus 75 años, cantando (y disfrutando) desde un estado de conciencia profunda. Música y letras que el espectador disfruta más cuanto mayor es la atención con la que escucha.

La atención es una de nuestras capacidades más profundas. Una capacidad racional, porque exige poner expresamente en juego la conciencia y la voluntad. Cuando prestamos atención consciente a algo es cuando más somos nosotros mismos.

He escogido el ejemplo de escuchar a Leonard Cohen porque disfruté muchísimo su reciente recital en Barcelona.  (También con la versión,  distinta pero igualmente magnífica, que hace de la misma pieza Allison Crowe).

Habría muchos más ejemplos. Me gustaría conocer los vuestros. ¿Creéis que están reñidos lo racional y el disfrute?

2 comentarios

Archivado bajo Sociedad

Mentir: Hacer publicidad

Uno de los periodistas de La Contra cerraba una entrevista reciente con un publicista afirmando que:

«La realidad es compleja y resumirla, fragmentarla, es traicionarla, mentir: hacer publicidad«.

Lo he recordado al ver el anuncio de una marca de automóviles, con este desafortunado eslógan:

blog_091017Mi admirado dibujante de The Gaping Void lo había contado ya hace tiempo:

ifyoutalkedtopeople-thumbEn efecto. Creo que hasta podría encontrarse un disfrute, por supuesto no racional, poniendo un ojo morado al publicista de la marca de automóviles. Por sugerir que se relegue lo racional, justo cuanto más falta nos hace pensar con claridad.

«Somos víctimas del fragmento«, sentenciaba el publicista entrevistado en La Contra. Somos también víctimas de la publicidad que fragmenta, deforma y traiciona la realidad. Y también de los cómplices que abogan por llevarla tal cual a Internet.

«La forma más fundamental de poder – nos avisa Manuel Castells – es la capacidad de conformar la mente humana«.

No tenemos por qué conceder ese poder a los publicitarios. ¿Podría hacerse una llamada a la resistencia contra los que confunden conformar con deformar? ¿Proponer un boicot a la marca de coches que adopta ese eslógan equívoco? ¿Enfrentarse a los ‘ilustrados-TIC que, conscientemente o no, los apoyan defendiendo que el futuro de Internet pasa por dar cobijo a este tipo de mensajes y mensajeros?

¿Comentarios?

4 comentarios

Archivado bajo Marcos mentales, Publicidad, Sociedad

Catalunya 4.0

Esta mañana ha tenido lugar en Telefónica la presentación conjunta con la Generalitat de los primeros resultados de la iniciativa Catalunya 4.0, que durante los últimos seis meses ha debatido y destilado un conjunto de propuestas para el impulso al uso de las TIC y a la sociedad de la información en Cataluña.

catalunya 4.0

Como el video del evento y los materiales presentados están disponibles online, recogidos en los medios y resumidos en dos retransmisiones en directo hacia Twitter (@fundacionTef, @albertcuesta, hashtag #cat40), me evito la necesidad de intentar resumir los contenidos.

Me permito sugerir a los interesados que presten especial atención a tres puntos.

El primero es el énfasis con que la Generalitat y Telefónica, representadas por sus respectivos Presidentes, han expresado conjuntamente con un alto grado de sintonía la relevancia que conceden al impulso de este asunto de las TIC.

Recomiendo además especialmente las intervenciones de Eduard Punset (hacia el minuto 38 del video) y de Enric Banda (hacia las 2 horas 00 minutos). Destacaría del primero su frase de ánimo («El cambio es posible«), acompañado del diagnóstico de que hace falta una mayor dosis de «inteligencia social» para que el cambio se lleve efectivamente a cabo. En el sistema educativo, por ejemplo.

En la misma línea, Enric Banda acababa su intervención refiriéndose también a la «innovación social» que será necesaria para que las TIC pasen a ser un elemento imprescidible de los proyectos de país, a la vez que anunciaba que el proceso de reflexión continúa abierto.

Tendremos pues en un momento u otro a un Catalunya 4.1. Valdrá la pena aprovechar la ocasión y apuntar propuestas y proyectos que respondan a esos requisitos de inteligencia e innovación social.

¿Comentarios?

3 comentarios

Archivado bajo Políticas públicas, Sociedad

¿Apoya Google la ética de Wall St.?

Apuntaba en una entrada anterior que Google se está peleando con AT&T por una cuestión regulatoria. Si hace unos días Google argumentaba que la neutralidad de la red era una obligación para AT&T, pero no para la propia Google, la última posición publicada en su blog incluye un significativo alegato en contra de la regulación.

En concreto, Google acusa a AT&T de «utilizar la regulación para bloquear o reducir la innovación».

No seré yo quien defienda la regulación en abstracto, ni tampoco la pericia y eficacia de los reguladores. Tengo también la impresión de que muchos grandes operadores estarían más a favor de reducir que de aumentar la regulación que se les impone. Creo, pues, que Google yerra el tiro con este argumento.

blog_091015

Pero lo que me ha llamado más la atención es que la argumentación de Google, desacreditando la regulación por el efecto negativo que pueda tener en la innovación, es exactamente el mismo que hacen los financieros innovadores de Wall St. Con las consecuencias conocidas.

En The Economist se abordaba así hace poco esta cuestión:

«Éste parece un argumento hecho a medida de un mundo en el que se supone que las innovaciones son bienvenidas mientras no se pueda probar que suponen un riesgo grave para los mercados, y no estoy seguro que los resultados de las innovaciones financieras recientes justifiquen este enfoque».

¿Sería apropiado hacer un paralelismo de este argumento con las innovaciones relativas a la sociedad de la información?

Creo que no sería del todo disparatado, y lo apunto como pendiente en mi pizarra. Entretanto, recordaré una vez más el diagnóstico de Langdon Winner:

“Buscamos en vano entre los promotores y agitadores de Internet las cualidades del conocimiento social y político que caracterizaban a los revolucionarios del pasado”.

Deja un comentario

Archivado bajo Marcos mentales, Políticas públicas, Regulación TIC

Compraventa de amigos

Leo, con retraso, en un artículo de The Economist, que uno puede comprarse usuarios y fans de Facebook. Porque hay una empresa que los vende. A unos 15 céntimos cada uno. Dado lo que sabemos sobre el objeto social de Facebook, no sorprende que la empresa en cuestión se autoubique en el sector del marketing por Internet.

blog_091013

Recuerdo el impacto que me produjo, empezando los cursos de doctorado en la UOC, la lectura de «La gran transformación«, una obra en la que Karl Polanyi analiza el trasfondo de las transformaciones que acompañaron a la Revolución Industrial. Cito un fragmento (pág. 132 de la edición española, agotada):

«A medida que la producción industrial se hacñia más compleja, eran más numerosos los elementos de la industria cuya previsión era necesario garantizar. De entre ellos, tres eran de importancia primordial: el trabajo, la tierra y el dinero […] Era preciso ordenarlo todo a fin de que pudieran ser comprados en el mercado como cualquier otra mercancía. La extensión del mecanismo de mercado a estos elementos de la industria fue la consecuencia inevitable de la introducción del sistema de fábrica en una sociedad comercial».

El sistema de fábrica ya no es novedad. Y de la sociedad de la información pasamos, se supone, a la sociedad del conocimiento. Tenemos a la vista las consecuencias de aplicar dogmatismos de mercado a la tierra, el dinero y el trabajo.

Quizá por ello ahora hay quien añade nuevos elementos al proceso de mercantilización: las relaciones, por ejemplo.

El tema da para más de lo que cabe en una entrada. Lo dejo aquí, sin más pretensión que la de un apunte.

¿Comentarios?

Deja un comentario

Archivado bajo Economía, Redes sociales

Tuenti reinterpreta lo natural

Pillo por casualidad la noticia de que para una representante de Tuenti:

«Restringir la edad de los usuarios a la mayoría de edad resultaría antinatural. Por eso hemos puesto la edad mínima de uso en los 14 años […] Ya el hecho de cortar en los 14 años nos parece un corte importante porque hay niños que desde los 12 años ya están conectados a la red. Pero a los 14 años los usuarios ya tienen uso de razón y hay muchos usuarios en esta franja de edad aunque la media está en los 24 años».

A riesgo de que me tilden de purista, protesto enérgicamente contra el uso de la palabra natural en esta argumentación.

blog_091010

Según el Diccionario de la Real Academia

Sin entrar en el fondo de la cuestión, limitar o no el acceso de los menores a Tuenti puede ser apropiado o inapropiado, beneficioso o dañino, factible o imposible; opinable, en cualquier caso.

Lo que es seguro es que ese acceso, sea o no de menores, es genuinamente artificial.

No se trata de una anécdota, sino de un síntoma. En todos los debates, también en los relacionados con Internet, es cada vez más necesario tener en mente consejos como los de Georges Lakoff («Know your values: Frame the Debate«) o avisos como el de Manuel Castells: («La forma fundamental de poder reside en la capacidad de conformar la mente humana“). Quien enmarca el debate tiene más posibilidades de ganarlo.

blog_090910b

Tuenti no declara sus valores, pero sí sus intereses. Es lógico y lícito que los defienda. Pero no a costa de deformar el lenguaje, porque ello conduce también a deformar los valores. Protejamos las palabras.

¿Comentarios?

1 comentario

Archivado bajo Humanismo.com, Marcos mentales, Sociedad

Ese publicista, ¿anda engañado o nos engaña?

En La Contra y en El País publican entrevistas con un publicista que, como buen publicista: (1) Vende su libro; (2) Se engaña, o nos engaña, cuando asevera que:

«Al mismo tiempo que desaparecen las audiencias masivas, se fragmentan también las grandes marcas. Creo que vamos a un mercado con miles de pequeñas marquitas cada una con su grupito de fieles».

blog_091003Ésa es sólo una parte de la realidad. Porque aunque la famosa ‘long tail‘ sea cada vez más larga, se apuntan evidencias de que:

  1. Es también una ‘low tail‘, quizá demasiado baja para hacer negocio.
  2. La dispersión de la ‘long-low tail‘ refuerza indirectamente los grandes éxitos, las grandes marcas. Cuando hay demasiadas opciones y cuesta demasiado compararlas, se genera la ‘Paradoja de la elección‘, que lleva precisamente a escoger la opción fácil, la que hace también el vecino. Algo que saben de sobra los publicistas y los que colocan los productos en los lineales de los supermercados.

Es cierto que, de una parte, Internet fragmenta las audiencias y nos tienta a dispersarnos. Pero facilita a la vez concentrar enormes cuotas de poder (mayores cuanto más dispersos andemos). Poder como el que ha adquirido Google, por ejemplo.

El publicista también se engaña o nos engaña cuando sostiene que:

«De algún modo, hoy vivimos la edad media de la era digital: los que poseen tierras son los únicos que recogen cosechas, […], los que cobran por las horas de navegación, las terratenientes digitales. El resto somos meros aparceros».

Basta, para desmentirle, con comparar lo que valen en Bolsa Google y Telefónica, por ejemplo.

En fin! Ya se sabe cómo hablan los publicistas. Éste cuenta que iba para escritor, pero que «el juego de la publicidad le fue envenenando». Ya.

¿Comentarios?

3 comentarios

Archivado bajo Marcos mentales, Sociedad

Google Sidewiki: Vaya condiciones!

blog_091008aSe acaba de anunciar la disponibilidad de Google Sidewiki, un añadido a la barra de Google que, instalado en tu navegador, te permite anotar y/o comentar cualquier página Web, incluso las que no admiten comentarios.

Como estoy estos días en modo desconfianza sobre lo que me ofrecen gratis, antes de instalar Sidewiki he querido echar un vistazo a las condiciones del servicio, ésas que normalmente aceptamos sin leerlas.

blog_091008

Uff! La imagen del contrato pasado por Wordle ya apunta a simple vista a que la frase más repetida en el texto sea del tipo «Ud. acepta … condiciones».

En efecto, el contrato está repleto de claúsulas «Ud. se obliga …«, «Ud. acepta …«, «Ud. se compromete …«, con algún «Ud. no podrá …«. En la vida había visto un acuerdo tan asimétrico: sólo derechos de Google y obligaciones del usuario; nada a la inversa.

Éso sin hablar de los posibles efectos secundarios de Sidewiki, de los que me ocuparé en una próxima entrada.

Apostilla: Mientras medito estas cuestiones, he decidido no utilizar Sidewiki.

¿Comentarios?

3 comentarios

Archivado bajo Marcos mentales

Social_Media.biz vs. Social_Media.org

Me intriga el escaso revuelo que ha originado en los círculos de los ‘ilustrados-TIC‘ un provocador artículo del Washington Post de hace un par de semanas. Bajo el titular «Twitter.org?» sostiene que:

«Las redes sociales pueden tener éxito en reunir a gente, pero no esperen que generen beneficios».

Para acabar sugiriendo que:

«En lugar de esperar beneficios que no se materializarán, la comunidad de emprendedores debería operar las redes sociales como organizaciones sin ánimo de lucro».

blog_091007Ethan Zukerman, un emprendedor social activo en África (reseñado hace un tiempo en este espacio) abunda en la misma idea. Un cambio de ‘marcos mentales‘:

«¿Podemos imaginar que el futuro de los Social_Media.biz estuviera en unos Social_Media.org?

¿Sería deseable plantearlo? ¿Sería viable? ¿Quién se atrevería?»

Continuará.

¿Comentarios? ¿Sugerencias?

1 comentario

Archivado bajo Marcos mentales, Redes sociales

Facebook enseña la patita (2)

blog_091006Cinco Días nos informa de que Facebook ha constituido una filial en España, cuyo objeto social es:

«la prestación de servicios de publicidad y marketing en internet«.

En entradas anteriores sostenía que para negocios como Facebook, los usuarios no son clientes, sino audiencia. Una audiencia que comercializan como mercancía.

La noticia de Cinco Días no hace más que confirmarlo. Andamos avisados.

¿Comentarios?

3 comentarios

Archivado bajo Social Media