Disparidades sobre las políticas de red

apagon.jpg

El País de hace unos días, bajo el titular de la figura, anunciaba que :

La Generalitat se dispone a discutir una proposición de ley para desplazar a Red Eléctrica Española de la red de transporte en las ciudades catalanas tras la crisis de julio

El Consell Executiu de la Generalitat aprobó una proposición de ley que, según El País, “permitirá la expulsión de Red Eléctrica de las grandes ciudades catalanas. Establece que la red eléctrica tiene que estar mallada, es decir, que cada centro de transformación dentro de la ciudad debe estar conectado al menos por tres puntos. Pero también, y esto es lo importante, que los cables eléctricos soterrados de 220 kilovatios que transiten por municipios con más de 20.000 suministros y sus instalaciones subsidiarias (hoy de REE) serán titularidad de las empresas distribuidoras (es decir, de Endesa)”.

Lo traigo a colación porque estas semanas se está debatiendo en Europa si se obliga a algunas operadoras de telecomunicaciones a la separación funcional de sus redes y servicios. Algo que en lenguaje comercial corriente, sería la separación funcional entre la organización que presta servicios al mayor y la que vende directamente a clientes finales. Parece ser que la idea es que romper la integración vertical de los operadores tradicionales sería beneficiosa para la competencia en el sector de telecomunicaciones.

Lo curioso del caso es que precisamente la separación, en este caso estructural, de las redes eléctricas de alta tensión de las redes de distribución tenía también este objetivo. Aunque, en el caso del gran apagón del pasado verano en Barcelona, esta separación fue justamente la que permitió que Endesa y Red Eléctrica atribuyeran cada una la responsabilidad a la otra parte.

La propuesta de la Generalitat, modificando los límites de esa separación de redes, podría interpretarse, me parece a mí, como el deseo de primar la responsabilidad y la eficiencia por encima de la competencia.

Cuando se habla ahora de la separación funcional en las redes de telecomunicaciones, o cuando se propone (sin consenso todavía) concentrar en un único operador la responsabilidad de las inversiones en las nuevas redes de fibra óptica, separando también los roles del operador de infraestructuras y de los distribuidores, sería tal vez razonable tener en mente la propuesta de la Generalitat y el incidente del apagón que la propició.

Sobre todo entre los que hacen, creo que demasiado a la ligera, analogías directas entre las infraestructuras de telecomunicaciones y las de energía o de transporte.

Deja un comentario

Archivado bajo Conceptos, Infraestructuras

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s